,

Esta Primavera, no dejes que la alergia te afecte

Alrededor de 8 millones de personas sufren de alergia al polen en nuestro país. Un número que se ha incrementado notablemente en la última década; por ejemplo, el porcentaje de alérgicos al polen de gramíneas ha pasado del 34% al 74%, el de arizónica, del 9% al 23%, el plátano de sombra, del 7% al 14%, el olivo, del 30% al 52%, etc.
 
El cambio climático ha modificado los patrones de polinización de las plantas, que ahora adelantan el inicio y retrasan el final de su periodo de floración. Por ello, permanecemos expuestos al polen durante más tiempo, existiendo brotes alérgicos no solo en primavera, sino en todas las estaciones, según los tipos de polen y zonas geográficas.
 
Por otro lado, la contaminación ambiental provoca que las plantas se defiendan produciendo unas proteínas de estrés que hacen que el polen sea más “agresivo”, y por tanto más alergénico. Esto explica que haya más afectados en zonas urbanas que en entornos rurales, donde la concentración de polen es superior.
 
En definitiva, cada vez hay más alérgicos y a más tipos de polen. Muchos adultos que nunca habían presentado síntomas comienzan repentinamente a padecer rinitis, planteándose si se trata de un resfriado que se alarga más de la cuenta. En estos casos, como advierten desde la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), si el picor de ojos y nariz persiste más allá de una semana conviene acudir al médico para confirmar si se trata o no de alergia, y recibir el tratamiento adecuado.
 
Entre las medidas recomendadas que podemos adoptar en el día a día se encuentran mantener las ventanas cerradas, ventilar a última hora del día, usar purificadores de aire, salir con gafas de sol y mascarilla…, y evitar en lo posible salir a la calle cuando los niveles ambientales del polen que nos produce alergia sean altos. En este sentido, es esencial tener información actualizada, que podremos consultar en algunas aplicaciones y en la propia web de la SEAIC: https://
www.polenes.com
 
Si se plantea contratar un seguro médico adecuado a su situación o si quiere consultar alguna cobertura de su póliza, su corredor de seguros podrá prestarle el asesoramiento que necesita.