,

¿Eres un cliente satisfecho?

Cuando compras un seguro tiendes a mirar con lupa el precio y, después, sus coberturas. Sin embargo, un seguro es efectivo cuando sufres un siniestro, te atienden bien y te pagan lo que te corresponde.

Y para que ese seguro sea efectivo, previamente pasas por el buen asesoramiento de tu corredor, que te acompaña en la compra del seguro que mejor se ajusta a tus verdaderas necesidades; te orienta en la contratación y renovación de tus pólizas, buscando las coberturas que realmente necesitas. Y después de contratar tu seguro, llega la tranquilidad de que ante cualquier imprevisto estás cubierto por tu póliza.

Y ante un siniestro, ¿qué ocurre? Desgraciadamente estamos acostumbrados a que el seguro sea un número y NO una persona. Si ocurre algo, un telefonista te pide el número de la póliza y, después, pregunta el nombre. La ventaja de tramitar los seguros con un corredor es que tratas con un profesional “de tú a tú”. Nosotros, los corredores, preparamos tu reclamación, la tramitamos y hacemos el seguimiento hasta resolver el siniestro, personalizando siempre la solución.

Los corredores queremos que seas un cliente satisfecho porque te hemos gestionado correctamente la “vida de tu póliza”.
Desde iBrok Correduría de Seguros y su equipo humano……………..GRACIAS.