,

Disfrute de la nieve sin riesgos

Aunque el esquí es el rey de los deportes de invierno, existen otras formas de disfrutar de la nieve como las raquetas, el esquí de fondo o el descenso en trineo. Todos ellos tienen en común que se desarrollan en alta montaña y, por tanto, conllevan una serie de riesgos específicos, como que en caso de accidente los rescates suelen ser especialmente caros.

Para estar tranquilos, nada mejor que contratar un buen seguro. El más básico para un aficionado suele incluir el rescate en pista en caso de accidente y el reembolso del forfait, las clases contratadas y los gastos de alquiler del equipo. Este seguro se pueden contratar a pie de pista, pero también puede incluirse en un seguro de viaje especial para estos deportes.

Los incidentes más habituales son las caídas y choques contra otros usuarios y percances al coger el remolque.
En cambio, los deportistas experimentados necesitan coberturas más amplias y menos habituales, como en el caso de un rescate en helicóptero en pistas de difícil acceso.