,

¡Cuidado! Tú tienes la culpa cuando atropellas a un animal ¡sí o sí!

Jueves, siete de la tarde y de noche porque
estamos en invierno. Vas conduciendo
tranquilamente por la carretera y cruzan 5
jabalíes: el padre, la madre y 3 jabatos. En
alguna parte has leído que es mejor no dar
un volantazo y continuar recto. Pisas el freno
a tope y… ¡ZAS! Adiós familia de jabalíes
y adiós a tu coche. Te encuentras bien.
Ha saltado el airbag y, aunque no te sale el
susto del cuerpo, afortunadamente viajabas
sólo porque el asiento del copiloto está destrozado.

Según la reforma de la Ley de Tráfico y Seguridad
Vial, introducida por la Ley 6/2014
“en accidentes de tráfico ocasionados por
atropello de especies cinegéticas en las vías
públicas será responsable de los daños a
personas o bienes el conductor del vehículo,
sin que pueda reclamarse por el valor
de los animales que irrumpan en aquéllas.
No obstante, será responsable de los daños
a personas o bienes el titular del aprovechamiento
cinegético o, en su defecto, el
propietario del terreno, cuando el accidente
de tráfico sea consecuencia directa de una
acción de caza colectiva de una especie de
caza mayor llevada a cabo el mismo día o
que haya concluido doce horas antes de
aquél. También podrá ser responsable el
titular de la vía pública en la que se produzca
el accidente como consecuencia de no
haber reparado la valla de cerramiento en
plazo, en su caso, o por no disponer de la
señalización específica de animales sueltos
en tramos con alta accidentalidad por colisión
de vehículos con los mismos.”
¡Ojo al dato! Un 94% de los conductores
hemos visto animales en la carretera. La mitad
nos hemos encontrado en situación de
peligro por un animal y aproximadamente un
6% de conductores ha tenido un accidente,
lo que supone más de 17.000 accidentes
al año que han causado fallecidos y heridos
graves además de daños materiales.

En la práctica, los conductores que sufran
un accidente por esta causa, aunque
no incumplan ninguna norma de
circulación, no recibirán indemnización
alguna si resultan heridos; en caso de
fallecimiento tampoco la recibirán sus
familias. Y además, serán también responsables
frente a los ocupantes de su
coche que resulten lesionados o muertos.

En todo caso tanto para cubrir los daños
propios de tu vehículo, como para cubrir
al conductor hay soluciones que podemos
ofrecerte. No dudes en consultarnos.

,

Emprende tan lejos como seas capaz de soñar. En nuestra correduría te ayudamos a asegurar tu camino.

,

Anécdota: Del desodorante y de la explosión del coche

Madrugada del viernes. Moehnesee es un
municipio de Alemania. Dos chicas se perfuman
con un spray desodorante y, justo
después, encienden un cigarrillo. El coche
explota y abolla la carrocería causando
heridas graves a las dos jóvenes.
Todos los botes de aerosoles incluyen instrucciones
sobre su uso. Una de ellas es no
aproximarlo a fuentes de calor o no perforar
la carcasa.
Por lo que si estas vacaciones vas a realizar
un viaje largo recuerda: guarda siempre tu
neceser en un lugar fresco y lejos de la luz
directa o de un punto de calor.

,

Cómo recurrir una multa de radar y triunfar en el intento

Las multas de radar fijo o móvil NO
siempre son válidas. Tú puedes recurrir
dirigiendo un escrito a la Jefatura Provincial
de Tráfico donde se formalizó la
denuncia.
El radar debe tener bien identificados los
siguientes datos:
• Número de antena del aparato.
• Número de equipo en el que está implantada
la antena.
• Documento con las características del
cinemómetro y el error que admite.
Este margen de error máximo permitido
en radares fijos es de 5 km/h
para vías de menos de 100 km/h o
del 5% para vías de igual o más de
100 km/h. Para radares móviles, el
margen de error máximo será de
7 km/h en vías de menos de 100
km/h y del 7% en vías de igual o
más de 100 km/h.
• Documento original o copia compulsada
con el informe de la última revisión
(debe haberla pasado en el último
año).
En la fotografía sólo puede aparecer
nuestro coche y matrícula y no debe estar
borrosa ni cortada.
En la notificación debe identificarse el
vehículo, la identidad del denunciado (si
se conoce) y una descripción de lo ocurrido
(detallando lugar, fecha y hora de
la infracción).
Tenemos 20 días naturales para presentar
la alegación desde la notificación
del expediente. Reclamar tiene sus
inconvenientes:
• El recurso puede ser desoído.
• Perdemos el derecho a pagar la sanción
reducida con descuento del
50%.
¡Cuidado! Nuestra recomendación es
que recurras sólo si tienes razón. Y
recuerda que también tienes posibilidad
de contratar un seguro de Defensa
Jurídica, que tambié

,

La prevención contraincendios en viviendas, una asignatura pendiente

La ventaja de un buen seguro de hogar se basa en recuperar el valor de los bienes afectados o perdidos y el sosiego de que un evento perjudicial no modifique tu calidad de vida. Si estás bien asesorado, siempre tienes un buen seguro. Consúltanos.

– La prevención contra incendios en viviendas, una asignatura pendiente http://www.elmundo.es/economia/2014/02/14/52fdec52ca4741fa018b4575.html